martes, 12 de diciembre de 2017

María restaurada: Huellas de Jorge Isaacs en las colecciones del ICC. Por: Por César Mackenzie. Investigador del área de museos. Instituto Caro y Cuervo

Publica y difunde: NTC …Nos Topamos Con … 

María restaurada: Huellas de Jorge Isaacs en las colecciones del ICC
Por: Por César Mackenzie
Investigador del área de museos. Instituto Caro y Cuervo
cesar.mackenzie@caroycuervo.gov.co . Teléfono:342 2121 Ext. 141


Era 1863, en Bogotá. El joven poeta y comerciante de Cali Jorge Isaacs, llegado a la ciudad a los 27 años, fue acogido con entusiasmo por un grupo de escritores que se reunían a componer el mundo poético en la tertulia de El Mosaico. Él les habló de sus poemas. Y una noche se los leyó. Así lo cuenta el bibliógrafo del siglo xix Isidoro Laverde: “La noche del estreno ocupaban su puestos en aquella asamblea: José María Samper, Ezequiel Uricoechea, R. Carrasquilla, (…) Diego Fallon, (…) Marroquín y Vergara. Los aplausos no tardaron en dejarse oír”. Tras las delicias de las tertulias, los escritores de El Mosaico decidieron publicarlos al año siguiente. En la Biblioteca del Instituto Caro y Cuervo, instituto donde se han publicado una bibliografía de Isaacs, seis artículos sobre el escritor y su obra (en el desaparecido ya boletín Thesaurus y disponibles en la web), una tesis de grado en el Seminario Andrés Bello, se conserva el ejemplar de ese primer libro de poemas, un volumen que perteneció a José María Samper, figura central de esa generación. En esos poemas ya está el germen del siguiente libro, María, y es uno de los materiales imprescindibles para estudiar la historia del romanticismo literario en Colombia.
Carátula de la tercera edición con las anotaciones y correcciones hechas por Isaacs en 1891.
Click derecho sobre las imágenes para ampliarlas en una nueva ventana. 
Luego click sobre la imagen para mayor ampliación
Pronto Isaacs, con su agudo temperamento para la escritura, tuvo su María terminada, corregida y lista para dar al público. La novela cuenta la historia del amor truncado entre María y Efraín, dos primos: a él lo envían a Londres a estudiar Medicina, ella se queda en la hacienda de su tío-padre extrañándolo y deseando su regreso. Pero no llega a cumplirse su deseo, María muere antes de que Efraín llegue a verla por última vez. Todo en María es apasionante: sus personajes, que alcanzan unas complejas honduras sicológicas y emocionales; sus temas, entre los que se destaca el de la esclavitud y las cambiantes relaciones amo-esclavo en una Colombia que vivió el desmonte del sistema esclavista desde el gobierno liberal de José Hilario López en 1851; la pasión sugerida y el erotismo de lo no dicho; en fin, todo un entramado de signos y de claves que dejan claro que María es mucho más que una novelita de amor, mucho más que un simple cuentico donde a los enamorados, llorones, los separa la muerte.

En 1867 los 800 ejemplares de la primera edición de la novela se imprimieron tipográficamente por el sistema de tipo suelto en la Imprenta de José Benito Gaitán y se distribuyeron en algunas tiendas de la ciudad. Prueba de que la edición se agotó pronto es este anuncio clasificado que María Teresa Cristina, investigadora y experta en Isaacs, encontró en un periódico cucuteño de 1868: “Quien quiera vender uno o dos ejemplares de la María de Jorge Isaacs, ocúrrase a esta imprenta”. El impresor y el autor recibían dinero por las ventas en esas tiendas y por el sistema de suscripción que, vendiendo por adelantado, aseguraba de cierta forma la sostenibilidad financiera del negocio. A la obra de Isaacs se había suscrito un buen número de personas y había recibido así el apoyo de influyentes personajes como José María Vergara y Vergara o Miguel Antonio Caro, con quien Isaccs tuvo al comienzo una relación cercana y de confianza.

Luego de muchos tropiezos e inesperados cambios de los impresores y de las condiciones del inestable mercado editorial de mediados del XIX en Bogotá, en la imprenta de Medardo Rivas se publicó, pocos años después, la segunda edición, que también se agotó rápido, aunque no a la misma velocidad de la primera.

Con respecto a la tercera edición, la investigadora María Teresa Cristina escribió en el prólogo a la edición crítica de María * que publicó hace unos años la Universidad Externado de Colombia y que es el primer tomo de la obra completa de Jorge Isaacs: “En su retiro de Ibagué, en 1891, y con miras a una edición definitiva de María, Isaacs revisó nuevamente con sumo cuidado el texto e introdujo numerosos cambios que dejó escritos con su puño y letra en un ejemplar de la tercera edición bogotana que conserva la biblioteca de Yerbabuena, del Instituto Caro y Cuervo, el cual representa el texto definitivo de la novela que ha debido reproducirse en todas les ediciones”. La investigadora ha indagado muy bien en la edición que conserva el ICC y ha establecido hasta las páginas y los capítulos que presentan un mayor número de correcciones e indicaciones. Sin embargo, con respecto al ejemplar de María anotado por Isaacs en 1891, afirmó: “Después de hechas las correcciones fue empastado y refilado, razón por la cual fueron recortadas algunas variantes y la costura no permite leer con claridad las correcciones marcadas sobre los márgenes internos”.

Este fue un problema que, entre muchos otros, se solucionó con la reciente restauración que el Instituto Caro y Cuervo, por iniciativa de la Biblioteca Rivas Sacconi y del Área de Gestión de Museos, realizó a dicha tercera edición con las anotaciones y correcciones hechas por Isaacs en 1891. Además del libro se restauraron el diploma que en 1893 la Asociación de Escritores y Artistas Españoles le otorgó al escritor y por el cual le concedió el título de Socio Honorario; así como la correspondiente carta de dicha asociación en la que el presidente le escribió a Jorge Isaccs que lo habían elegido “En consideración á los relevantes méritos que adornan a Ud.”. También se restauró un altorrelieve en yeso del perfil del autor.

Con respecto a la restauración del libro, su objetivo ha sido detener cualquier tipo de proceso de biodeterioro activo y recuperar la integridad del documento, con el fin de facilitar su manipulación, consulta y apreciación y también con el de preservarlo. En este caso, la restauración de María y la del diploma hicieron un saneamiento hoja a hoja hasta lograr una limpieza general que se completó con el proceso de lavado por contacto. También hubo una considerable eliminación de rastros de cinta pegante o de papel encolado, así como de toda muestra de material agregado, incluso de aquellas denominadas “marcas de buena intensión” (pequeñas reparaciones que hacen los usuarios y que, sin quererlo, a largo plazo le hacen daño al documento). Se unieron las partes del libro, en este caso la portada con el lomo, y las páginas rotas se intervinieron con muselina japonesa de diversos tonos y densidades.
Sin duda, este es un gran aporte que pone el Instituto Caro y Cuervo a disposición de investigadores y de todo el público interesado en conocer más a fondo el patrimonio bibliográfico y cultural de los colombianos y su historia literaria.
----

* NOTAS DE NTC ...: 

* http://ntcjorgeisaacsmaria.blogspot.com.co/2017/03/maria-las-vicisitudes-de-un-texto-por.html

Aquí: Enlace para acceder a la edición digital-virtual del LIBRO COMPLETO de la la edición crítica de María de María Teresa Cristina, publicada por las Universidades Externado de Colombia y del Valle en Septiembre de 2017. 

Y, obviamente incluye el Prólogo (Introducción) “María: Las vicisitudes de un texto” , Por María Teresa Cristina, donde aparece el texto de la cita que se menciona. 
La imagen fue incluida por NTC ...  


María Teresa Cristina
Cali, Octubre 2017
-
Hijo de Armando, Armando Romero, María Teresa Cristina, Darío Henao Restrepo y Gabriel Ruiz Arbeláez.
Darío Henao recibe el obsequio del MUG de Homenaje de NTC ... a Jorge Isaacs, a María Teresa Cristina y al Simposio. 
Hotel El Obelisco, Octubre 25, 2017

IX SIMPOSIO INTERNACIONAL JORGE ISSACS, Cali, Octubre 23 al 27, 2017
FOTOGRAFÍAS . NTC ... ÁLBUM
----

de NTC … ,  Nos Topamos Con …  http://ntcblog.blogspot.com ntcgra@gmail.com . Cali, Colombia.
----


domingo, 10 de diciembre de 2017

María. Jorge Issacs. Ministerio de Educación Nacional. Instituto Colombiano de Cultura. Volúmenes I y II. Colección Popular No. 59. 1972. 408 páginas. NTC ,,, Registros Dic. 10, 2017

Publica y difunde: NTC …Nos Topamos Con … 
-
Se publica, gracias al aporte del Poeta José Zuleta Ortiz,
.

MARÍA 

Jorge Issacs

Ministerio de Educación Nacional 
Instituto Colombiano de Cultura 

Volúmenes I y  II.  1972. 408 páginas 

Biblioteca Colombiana de Cultura

Colección Popular No. 59

 12.0 x 16.5 x 1.1 Cms. Páginas 1 a 200 (Total: 408) 
Encuadernación: Bloque con dos grapas
.
Contra portada
.
Anverso de la carátula
.
.

Página 1

.
Página 4
.
Página 5
.
Última página, 200

... se terminó de imprimir en noviembre de 1972, ... 
.

VOLUMEN II

Páginas 201 a 408
.
El Volumen II ...
... se terminó de imprimir en octubre de 1972, ...
.
Nota de NTC ... : 
Todas las demás imágenes del VOLUMEN II 
son iguales a las de I
El No. 17 de la 
Biblioteca Básica de Cultura Colombiana, BBCC, 
corresponde a la edición digital de
María
cuyo texto fue tomado de la 
edición de 1972, cuyos detalles publicamos arriba


---

TEXTO DE LA 

Primera edición: 

Imprenta de José Benito Gaitán, Bogotá, 1867


Biblioteca Básica de Cultura Colombiana (BBCC)

-

Publica y difunde: NTC …Nos Topamos Con … 


miércoles, 6 de diciembre de 2017

EVOCACIÓN DE LA MEMORIA DE JORGE ISAACS EN EL SIGLO XX. CRÓNICA DE UN PROCESO. Por José Luis Giraldo J., Arquitecto

.

Publica y difunde: NTC …Nos Topamos Con … 
.

 EVOCACIÓN DE LA MEMORIA DE 
JORGE ISAACS 
EN EL SIGLO XX

CRÓNICA DE UN PROCESO

Por José Luis Giraldo J. 

Arquitecto *



Ponencia presentada y leída por su autor como invitado al
 Cali, 23 al 27 de octubre de 2017  http://simposiojorgeisaacs.univalle.edu.co/

Próximamente el video

NTC … agradece al autor el aporte y la autorización para publicarlo.


Click derecho sobre las imágenes para ampliarlas en una nueva ventana. 
Luego click sobre la imagen para mayor ampliación

OBJETIVO ESPECIFICO
Inducir a los jóvenes al conocimiento del más trascendental protagonista de la cultura del siglos XIX y el mayor símbolo del siglo XX, a través de su historia, para que puedan apreciar y valorar el aporte que hizo al patrimonio cultural vallecaucano, para que fortalezcan su propia identidad y puedan contribuir al desarrollo del país con más conciencia y respeto de su legado.
Ampliar los programas de estudios universitarios isaacsianos a todas las áreas que reflejen el espíritu universal humanístico de su obra, como escritor, político, educador e investigador de la naturaleza.

SALVAGUARDA Y CONSERVACIÓN DE SU MEMORIA POR PARTE DEL ESTADO
En 1953 el Gobernador del Valle, Luis Emilio Sardi e intelectuales isaacsianos, inauguraron emocionados la casa-museo El Paraíso, en el municipio de El Cerrito, declarándola Monumento Nacional según la Ordenanza de la fecha: Artículo 1º “Declárense monumento de la cultura nacional, la casa de la Hacienda “EL PARAÍSO”. Fue un hecho trascendental.
En la década de los cincuenta, esa casa de hacienda que aún conservaba buena parte del bosque primario que tanto describió el poeta, estaba asentada al pie de la montaña de Chinche, dominando el valle lejano. Él la llamaba la “casa de la Sierra”, donde vivió de adolescente entre 1855 y 1857 y que le sirvió de inspiración para recrear, con su romanticismo lírico, buena parte de los ambientes de la novela.
Durante la inauguración se decretó restaurarla, (Artículo 2º): “Ordénese la restauración de la casa de la Hacienda “EL PARAÍSO”, y para tal fin procédase a hacer las reconstrucciones y adaptaciones necesarias para que ella tenga la misma presentación que en la época en que fue escrita la novela “MARIA”.
A la vez se ordenó recuperar la casa como museo: (Artículo 6º): “En la casa de la Hacienda se fundará un museo en donde deben conservarse todos los elementos que sirvan para recordar la vida del autor y de los personajes de la novela inmortal, objetos cuya adquisición se ordena hacer, declarándolos como de utilidad pública, incluyendo la biblioteca que perteneció a don JORGE ISAACS”
Y se contrató al más connotado artista plástico del país, Luis Alberto acuña, para restaurarla quien la ambientó para restaurarla. El maestro ambientó los espacios con una posible escenografía donde coexistieron idílicamente los protagonistas de la novela.
¿Qué más podría pedirse para retener el espíritu del Maestro en casa?
1954 - Aspecto de la casa restaurada. (foto Archivo personal)
1918. Portada, edición de Ginn and Company
A pesar de que escépticos trataron de demostrar que esa no era la casa de la novela, mis investigaciones como restaurador me afianzaron la hipótesis que esa sí fue la casa de su inspiración, confirmada posteriormente por el arqueólogo funcionario de ICANH, Luis Francisco López Cano, meritorio isaacsiano de vieja data, quien ha realizado un importante rastreo histórico. Hipótesis que confirmo con el registro gráfico en 1918 de la existencia de la casa, hecho para la edición de María, de Ginn and Company, de Boston, New York.

TRISTE FINAL DEL MAESTRO
No obstante las dificultades de vivir en una provincia de terratenientes conservacionistas, dominada culturalmente por el centralismo de la "Atenas" Suramericana, este grupo de antiguos amigos e intelectuales, habían decidido reparar el malogrado destino de Jorge Isaacs, recuperando, simbólicamente, el espíritu de su memoria con proyectos culturales urbanos. Propósito alentado por la fama internacional del escritor, el sinnúmero de ediciones internacionales de la novela y los aires culturales modernos y liberalizadores que se sentían en Latinoamérica, en México, Argentina, Chile que acogieron sin restricciones el éxito del escritor.
Ellos decidieron reparar el daño hecho, que cincuenta años atrás, le había hecho el grupo hegemónico criollo, colonialista a ultranza, compuesto por terratenientes reaccionarios y por el férreo poder del catolicismo oficial, que le limitaron a Jorge Isaacs su capacidad de actuación en la región, denigrando de él como político, criticando su incapacidad de ser terrateniente y negociante, algunos con el epíteto peyorativo de judío; así como llamaban a su padre Jorge Enrique Isaacs algunos campesinos y agricultores de El Cerrito y Llano Grande. Incluso, llegaron a negarle a uno de sus hijos el ingreso a un colegio de Popayán.

LA CAUSA
Y todo, porque desde los años cincuenta del mil ochocientos, fue el revolucionario de la educación pública para el pueblo analfabeta; porque preconizaba que la educación en las escuelas debería ser pública, gratuita y laica y separada de la Iglesia; porque denunció la urgencia de educar a las niñas huérfanas, las futuras “sirvientas”, para bien de la economía del país.
Sin educación no puede haber paz, insistía y él más que nadie sabía lo que decía por haber sido un político-guerrero.
Ante tanto vacío no tenía otra escapatoria y en 1872, abandonó la ciudad y se refugió en Ibagué con su familia. Ibagué era otra ciudad de sus afectos, a la que representó políticamente en su momento. Allí tenía amigos que lo amaban, como el escritor Juan de Dios Restrepo, Emiro Kastos, quien lo albergó en su casa colonial de hacienda que estaba situada en las afueras del pueblo. Había sido construida en un resquicio de una falda del profundo cañón del río Combeima, casa que actualmente el Gobierno tiene en ruinas.

Allí vivió hasta el día de su muerte en 1995. Adolorido y herido su orgullo ante los vejámenes no quiso que lo regresaran a Cali y encareció que lo enterrasen en Medellín. Prefirió el destierro eterno.


PRIMER DESAGRAVIO: LEVANTAR UN MONUMENTO EN SU HONOR
Desde los primeros años del siglo XX, sus amigos acompañados por señoras de Buga y Cali, idearon la forma de regresarlo a Cali, a su hogar, al menos de forma figurada, simbólica.
Deciden que la única forma era capturando su alma, su espíritu y en un monumento artístico, moderno. Contrataron al escultor catalán Antonio Parera, para que magnificase el amor romántico de Efraím y María. Diseña un conjunto alegórico a la manera europea ecléctica, de estilo romántico-neoclásico, para que fuese recorrido y admirado por los cuatro flancos como obra de arte, como todo arte urbano. Interpreta escenográficamente los trágicos amores ambientándolos con toda la parafernalia de los personajes como el perro Mayo, el cuervo, las rosas, un libro entreabierto, la lira de poeta y coronando desde lo alto el busto del escritor dominando imponente el paisaje del puente Ortiz y el rio Cali.
Archivo histórico de Cali. 
Retropspectiva fotográfica del Valle del Cauca, Alberto Lenis, 1989.

Dónde ubicarlo. Consiguieron que el municipio les cediera el parque que estaba al lado del puente Ortiz, al borde del río, que se iba a destinar al expresidente Manuel María Sanclemente. Era más importante para el departamento del Valle el escritor que el político.

Y el monumento fue admirado por su imponencia durante treinta años.

OTRAS MANIFESTACIONES URBANAS EN SU HONOR
Por esas mismas décadas surgió, de manera espontánea, al borde del rio Cali, a lado del parque donde habían ubicado el monumento, un barriecito de pocas casitas humildes, un asentamiento marginal que bautizaron como barrio La María. Parece que en décadas posteriores este asentamiento terminó siendo propiedad de varios caleños adinerados, inclusive en los años cincuenta funcionaba el club de tenis.
El barrio La María y el batallón Pichincha en las primeras décadas del siglo XX. Archivo histórico de Cali
El municipio construye uno de los primeros barrios para obreros, en los extramuros de la ciudad, al lado del Cementerio Central y de la Estación del ferrocarril, y lo bautizan con el nombre de barrio JORGE ISAACS.
También aparecen escuelas públicas con su nombre como la del municipio de El Cerrito.


--
REEMPLAZO DE LO VIEJO POR LO NUEVO
El Centro Administrativo Municipal – CAM --
Durante la década de los sesenta se demolió el edificio histórico, fortaleza seudo románica del batallón Pichincha y se construyó el Centro Administrativo Municipal, CAM.
La protección al Monumento de 1923 dura solamente 30 años. Y la memoria de Jorge Isaacs comienza a desdibujarse: eliminan la base de mármol blanco neoclásica y colocan el conjunto a ras de tierra sobre un mínimo pedestal recubierto granito rojo. Se olvidan del monumento del escritor y de la alegoría.


PLANO DE Cali, 1970. Archivo personal, 1967
Construcción del CAM Le eliminan la base de mármol

OTRA OBRA ALEGÓRICA EN SU HONOR EN 1931
Una década después de inaugurado el Monumento, Hermann S. Böhmer, un comerciante próspero, de pura cepa romántica germana, radicado en Cali desde las primeras décadas del siglo, inaugura el mejor teatro para espectáculos líricos en agradecimiento a la ciudad que lo acogió.
Para ello contrata a otro romántico europeo, el arquitecto e ingeniero italiano llegado por la misma época, Gaetano Lignarolo, para que lo diseñe, calcule y construya, dentro de las más estrictas normas clásicas de los teatros italianos.
El ambiente de la ciudad estaba impregnado del espíritu del escritor, y el día de la inauguración dedica el teatro al Maestro Jorge Isaacs.
En una placa conmemorativa adosada al edificio, grava:

HERMANN S. BÖHMER
INTERPRETANDO EL SENTIMIENTO DE LA CIUDAD

 DEDICA ESTE RECUERDO DE SUS ACTIVIDAD
A LA MEMORIA DEL INMORTAL ISAACS.

 ILUSTRE HIJO DE CALI

Y GLORIA DE
LAS LETRAS HISPANO – AMERICANAS.
CALI – 1931

Y entronizan su imagen con un medallón en lo alto de la fachada, acompañado por los símbolos patrios de Cali y la Nación.
La arquitectura de este teatro es precursora de la arquitectura moderna en Cali, con un estilo entre neoclásico y art-decò, y la estructura es ingeniosa ya que el teatro se encuentra en un segundo piso, sostenida por columnas de concreto, una propuesta estructural novedosa en la naciente arquitectura moderna en Cali.




Archivo personal
-
DÉCADA DE LOS OCHENTA: SU SALVAGUARDA EQUIVOCADA Y PÉRDIDA DE IDENTIDAD

En la década de los ochenta ocurren dos hechos trascendentales. Por un problema de desconocimiento de los valores patrimoniales de su memoria, rescatada simbólicamente con el monumento, el Municipio no protegió y permitió su destrucción para reubicarlo aplicando el arte conceptual que había llegado a Cali. Era la moda internacional y había que estar actualizado.
Retiran el monumento de mármol donde estuvo por sesenta años, lo desarticulan y las diferentes figuras las colocan en un estanque, a un costado del puente Ortiz, cubiertas por surtidores de agua. El monumento ya mermado pierde su integridad.


Era la moda del arte conceptual y la identidad del espíritu isaacsiano se pierde.

Ante las muchas protestas de la ciudadanía, la Alcaldía se ve obligada a retirarlo y recomponerlo, pero sus funcionarios, dentro de una total ignorancia sobre lo que significaba el Monumento para la cultura vallecaucana, lo ubican a la vera del camino recostado a la pared del Concejo Municipal, de la plazoleta el CAM, en donde ha sufrido deterioros por treinta años.
Foto Archivo personal

LA RESTAURACIÓN DE LA CASA EL PARAÍSO
El segundo hecho trascendental ocurre en 1987, ya finalizando el siglo XX. El gobierno nacional restaura la casa de la Sierra – EL PARAÍSO, treinta años después de su inauguración.
Jose Luis Giraldo, arquitecto restaurador realiza la intervención con el criterio contemporáneo de “Restauración crítica integral”: La evaluación crítica apoyada en documentos de archivo y arqueológicos reconoce que la restauración ejecutada por el maestro Luis Alberto Acuña, si bien la plasmó correctamente dentro de los criterios de la “restauración romántica”, presentaba inconsistencias sobre el origen arquitectónico del siglo XVIII y transformación de la casa desde 1827 y las sucesivas reformas hasta 1953 cuando la vendieron.
El aporte que Giraldo hizo en esta restauración consistió en: a) conservar la propuesta escenográfica de la casa en 1954, como patrimonio literario. b) separar el patrimonio la casa idílica novelada, de la casa como patrimonio arquitectónico rural típico de las haciendas del siglo XIX; c) hacer la restauración higiénica de humedades y consolidación de los muros y cubierta, acorde con las pruebas arrojadas por la investigación arqueológica d) proponer la integración de

la casa al paisaje de la flora aledaña; Y, e) reactivar la propuesta de recuperación del bosque como “parque natural” (restauración asistida), proyecto que el Departamento no ha cumplido legalmente.



Fotos archivo personal, 1987.
REFLEXIONES
Hoy día la hacienda está al cuidado de INCIVA, Instituto de investigaciones Científicas del Valle del Cauca, el cual considero debe tener como política la difusión de su valor histórico como el mejor medio de fortalecer la identidad vallecaucana.
Concientizar la aplicación inamovible de las políticas, normas, y Leyes para su Salvaguarda.
La revitalización de los monumentos artísticos públicos, de la arquitectura artística social, del hábitat rural natural, de la protección integral contextual de la casa ... . 

Arquitecto Jose Luis Giraldo J
---

Simposio Internacional Jorge Isaacs, el creador en todas sus facetas. Versión IX.

* INVITADOS NACIONALES

Ponencia presentada y leída por su autor como invitado al
 Cali, 23 al 27 de octubre de 2017  http://simposiojorgeisaacs.univalle.edu.co/

----

* De: http://www.aracneeditrice.it/index.php/autori.html?auth-id=424197


José Luis Giraldo Jaramillo es Arquitecto con Master Conservación Centros Históricos, Universidad de Roma. Sus especialidades profesionales son: Conservación de Centros Históricos Urbanos, Restauración de Patrimonio Arquitectónico, Museología y Museografía.

Bienes Culturales Rescatados:

Estudio y Rescate del barrio La Merced. Cali.
Estudio y Rescate del barrio San Antonio. Cali.
Restauración casa Sociedad Mejoras Públicas. Cali.
Dirección del Museo de la caña de azúcar Piedechinche. Cerrito.
Restauración de la casa y museo de la hacienda el Paraíso.
Restauración de la Casa del Virrey. Cartago.
Restauración del convento e iglesia matriz La Merced. Cali.
Restauración Capilla San Antonio. Cali.
Restauración Catedral Nuestra Señora del Palmar. Palmira.
Restauración Capilla indígena. Tierra Adentro.

Imágenes integradas 1

Restauración Capilla colonial Dominguillo. Santander de Quilichao.
Estudio y Restauración parcial de la haciendas Cañas Gordas. Cali.
Restauración hacienda Hato Viejo. Yotoco. 
--


http://www.elpais.com.co/entretenimiento/cultura/el-via-crucis-de-un-monumento-en-el-cauca.html

----
Publica y difunde: NTC …Nos Topamos Con …